Autoridades y expertos muestran optimismo frente a la solicitud de repatriación del moai

Hace 150 años, el moai Hoa Hakananai’a fue trasladado desde Rapa Nui hasta Londres. Era un regalo que la expedición británica le entregó a la reina Victoria. Hoy, está ubicado en el Museo Británico y, dentro de los ocho millones de objetos que se exponen, el moai está dentro de los top ten.

El ministro de Bienes Nacionales, Felipe Ward, junto a los representantes de la comunidad rapanui se reunieron ayer con el embajador del Reino Unido en Chile, James Bowden, y el grupo de británicos que conforman la Unión Mundial Interparlamentaria para exponerles la solicitud de repatriación del moai Hoa Hakananai’a que quieren presentar al Museo Británico.

Al enterarse de que los ingleses tenían una visita programada al país, el ministro coordinó junto a la Embajada del Reino Unido esta reunión. Los parlamentarios pertenecientes a diferentes partidos políticos –conservadores, liberales y laboristas– estuvieron de acuerdo con la demanda y dispuestos a “unir sus fuerzas” con esta causa, como mencionó Felipe Ward luego de la reunión.

El consejero de la Conadi, Hetereki Huke (izquierda), la pianista rapanui, Mahani Teave (centro), y el ministro de Bienes Nacionales, Felipe Ward (derecha).

¿Por qué ese moai?

Mahani Teave, pianista rapanui reconocida a nivel mundial, también estuvo presente en la reunión. Ella es protectora y promotora del patrimonio cultural y natural de Isla de Pascua y vela por la devolución de la pieza arqueológica. “Este moai era para rituales muy importantes. No era un moai que cualquiera podía ver”, explica Teave. “Recuperar este moai es recuperar la espiritualidad que dejaron nuestros ancestros. Es la pieza más grande fuera de nuestra isla y el legado viviente más grande. Nos llama y nos pide como hijos y como herederos, volver a estar en casa. Ese moai es parte de nuestro corazón, de nuestra historia, de nuestra alma”, termina diciendo la pianista rapanui.

Según el consejero de la Corporación Nacional de Desarrollo Indígena (Conadi), Hetereki Huke, la solicitud del moai Hoa Hakananai’a es el punto de partida de un largo proceso. “El moai es sin duda la pieza rapanui más importante que está en el extranjero. Chile mantiene excelentes relaciones con el Reino Unido y por eso estas conversaciones se dan en muy buenos términos y de manera muy amistosa, pero el proceso de repatriación es lento y hay que hacerlo de manera pausada”, señala Huke.

 

La respuesta del Museo Británico

Cuando se le consultó a la institución sobre la petición de las autoridades chilenas de devolver la estatua, el Museo Británico dijo que estaba dispuesto a conversar sobre el tema, pero resaltó también la importancia de la pieza para su colección.

«Creemos que es muy valioso presentar objetos de todo el mundo, junto con las historias de otras culturas, en el museo», le dijo a BBC Mundo la institución en un comunicado. En él, se agregó que «el Museo Británico ha estado en contacto con representantes de Rapa Nui y estará encantado de recibir una delegación. Esperamos con mucho interés esta reunión y la oportunidad de hablar directamente con esta comunidad». En la comunicación, el recinto terminó diciendo que llevará a la delegación a ver el moai y luego «discutiremos cualquier propuesta que tengan sobre el futuro», mencionó el museo.

Una opción viable para los rapanui

La comunidad pascuense firmó hace unos meses un convenio con el Bishop Museum de Honolulu, Hawái, para que realizaran una copia del moái Hakananai’a. El domingo se dio a conocer el nuevo moai y la idea es trasladarlo a Orongo, lugar donde se encontraba el original, para que talladores rapa nui construyan otra réplica en piedra basalto, el material del Hoa Hakananai’a.

La copia fue hecha de fibria de vidrio y espuma de poliestireno y mide tres metros de altura y se encontrará en exposición hasta el 5 de mayo de 2019 en el museo de Honolulu.

Luego de los siete meses que demoraría aproximadamente el proceso en Isla de Pascua, la intención de los rapanui es entregárselo al Museo Británico de Londres  y, así, poder llevar de vuelta el auténtico moai a la isla.  “Con nuestros talladores expertos vamos hacer una copia en basalto, la piedra original que tiene el moái Hakananai’a, y ofrcérselo a la reina Isabel a cambio del moai original”, sostuvo Camilo Rapu, presidente de la comunidad Mau Henua, en una rueda de prensa en Santiago.

La visión experta

Según Lía Valenzuela, historiadora y magíster en Patrimonio, la tendencia patrimonial en la actualidad está a favor de la reivindicación indígena y la devolución de las piezas culturales y naturales a sus lugares de origen. Por eso, el museólogo cubano Joseph Gómez menciona con respecto al caso del moai Hoa Hakananai’a que

“el contexto internacional es favorable a la afirmación de los derechos de los pueblos indígenas y, por lo tanto, quizás, se pueda dar una solución”.

El profesor de Antropología de la UC, Felipe Martínez, considera que la recepción de la demanda va a depender de una voluntad política. “Que el ministerio de Bienes Nacionales esté metido en esto le da importancia a la solicitud. Puede ser que se avance en algo. El apoyo del Gobierno es lo mínimo necesario para pensar que esto pueda ocurrir”, señala Martínez.

Con 2,42 metros de alto, el moai Hoa Hakananai’a llegó al Museo Británico en 1868. Actualmente, es una de las piezas más atractivas de la institución.

Una luz de esperanza

El 15 de noviembre el jefe de cartera viajará a Londres para hacer formalmente el requerimiento al Museo Británico. A pesar de que todavía no se comunica con las autoridades de la institución, Ward se muestra optimista: “Es primera vez en la historia que el Museo Británico, que depende del gobierno del Reino Unido, accede a conversar sobre este tema. Por eso estamos viajando junto a una delegación de Rapa Nui y eso es una buena señal”.

El ministro Ward señala que no van a volver con el moai luego de la visita a Londres, pero menciona que “no por el hecho de ser difícil vamos a dejar de dar esta batalla porque entendemos la importancia que este moai tiene para los rapanui”.

“El Museo Británico se va a sentar a conversar con nosotros de forma voluntaria y las autoridades del Parlamento británico están dispuestas a colaborar”, destaca el ministro. “Eso abre una luz de esperanza”.

Al final de la reunión, señaló que “esto debería ser una campaña nacional e internacional”.

El historial de las (no) devoluciones del museo

No es la primera vez que el museo londinense es presionado para que devuelva una pieza de su colección a su país de origen.

Hace unos años, Grecia también emprendió una campaña para recuperar los mármoles del Partenón que la institución alberga en una de las colecciones permanentes más grandes de la cultura humana. El Museo Británico respondió a la petición de Grecia con un comunicado muy similar al que mandó a BBC Mundo sobre el Hoa Hakananai’a. «Creemos que es muy valioso presentar objetos de todo el mundo, junto con las historias de otras culturas, en el Museo Británico», empezaba también la respuesta de la institución.

Dicha campaña recibió un gran apoyo internacional, pero de momento los mármoles no han sido devueltos.

Los top ten del Museo Británico

Por varios años consecutivos la institución ha liderado los lugares más frecuentados por los turistas que viajan al Reino Unido con 6,82 millones de visitas anuales.

El museo, en su sitio web oficial, considera dentro de las diez exposiciones más importantes para visitar en un recorrido de tres horas, la del moai que alguna vez perteneció a Isla de Pascua.

Entre los ocho millones de objetos que hay en el Museo Británico, los diez más visitados son los siguientes:

1- Astrolabio Sloane

2- Relicario Espina Sagrada

3- Casco de Sutton Hoo

4- Piedra Rosetta

5- Busto de Ramsés II

6- Relieves Caza de Leones

7- Esculturas del Partenón

8- Hoa Hakananai’a

9- Serpiente turquesa azteca

10- Figuras dinastía Tang